¿Cómo conservar alimentos con la ayuda del aceite de oliva?

0 comentarios

El aceite de oliva tiene unas magníficas propiedades para conservar los alimentos. No es de extrañar que durante cientos de años se haya empleado con este propósito. En este artículo vamos a mostrarte las diferentes formas en las que puedes utilizar este producto para proteger la comida.

¿Es el aceite de oliva un buen conservante?

La vitamina E y los polifenoles presentes de manera natural en su composición hacen del aceite de oliva un excelente conservante natural. Además, son eficaces contra los microbios y varios tipos de patógenos. Sus moléculas impiden el acceso de los microorganismos a los alimentos. Según el método utilizado, el aceite es capaz de proteger la comida entre varias semanas y algunos años.

Métodos de protección

A continuación, vamos a mostrarte las diferentes técnicas con las que puedes proteger tus alimentos.

Baño de aceite

Posiblemente, este sea el método más rápido y fácil para aprovechar todas las propiedades conservantes del aceite de oliva. Es bastante útil a la hora de almacenar verduras, pero también es eficaz con carne o pescado. Lo único que debes hacer previamente es trocear la pieza y cocerla. A continuación, se sumerge en aceite y se almacena. Con este método, cualquier cosa que conserves mantendrá sus propiedades durante meses.

Marinado

Cada alimento es único. Esto hace que debas encontrar soluciones que se adapten a sus características. El marinado se compone con AOVE, vinagre y especias. Esto te hará lograr un sabor exquisito y, además, protegerá tu comida. Principalmente, el marinado es utilizado para conservar pescados y carnes. Con esta técnica tendrás disponible cualquier plato que cocines durante varias semanas.

Escabeche

Esta técnica es muy utilizada para conservar pescados. No obstante, la carne también se puede beneficiar de su uso. Para que tenga una mayor durabilidad, tendrás que haber cocinado previamente el producto. A continuación, añade el AOVE junto a un poco de vinagre, especias, sal, azúcar y ajo. Esta mezcla protegerá el pescado o la pieza de carne hasta que tengas tiempo de comértela.

Aumentar la durabilidad de los productos

Es evidente que por mucho que conserves la comida, antes o después debes consumirla. Sin embargo, en función de algunos parámetros, su duración puede ser mayor:

No esperes. La frescura es crucial para que el proceso de conservación dure más tiempo.

Elimina todos los microorganismos posibles. Para ello, nada mejor que una limpieza completa. Si es necesario, unas gotas de lejía en el agua son perfectas para liquidar las bacterias.

Esteriliza los envases previamente. El cristal ofrece una mayor durabilidad y resistencia a este proceso.

Aprovecha las ventajas del baño maría para llevar a cabo un cierre hermético. Como ves, conservar tus alimentos con aceite de oliva es una tarea muy sencilla.

 

Dejar un comentario

Todos los comentarios del blog se comprueban antes de su publicación
La configuración de las cookies en este sitio web está configurada para "permitir todas las cookies" para ofrecerle la mejor experiencia. Por favor, haga clic en Aceptar Cookies para continuar utilizando el sitio.
You have successfully subscribed!
This email has been registered